lunes, 2 de noviembre de 2009

Proceso comunicativo.


Imagen y Comunicación
(Tutorial II)


Ahora vamos a repasar los elementos del proceso comunicativo, aplicados a la publicidad presente en una revista. Recordamos que son:

  • Emisor: quién emite el mensaje. En un anuncio de revista hay varios emisores… la marca o empresa que publica el anuncio, la editorial o revista, el diseñador del anuncio…
  • Receptor: quién recibe el mensaje. En el caso que nos ocupa, es el público que lee la revista. Llamamos “target” al grupo específico de población al que el anuncio va dirigido (ejemplo. Amas de casa, niños, jóvenes, etc)
  • Mensaje: el significado de lo que se transmite. En un anuncio publicitario, el mensaje será la intención de venta del producto, las cualidades de este, la seducción que pretende generar, el simbolismo y connotaciones de los colores utilizados…
  • Canal: la herramienta utilizada para transmitir el mensaje. En el caso de esta publicidad, el canal es la “revista impresa”.
  • Código: conjunto de elementos utilizados para la construcción del mensaje, así como las normas para combinarlos. En los anuncios publicitarios se utiliza el lenguaje verbal y la gramática. Y también el lenguaje visual. La forma de combinar los elementos del lenguaje visual se llama “principios compositivos”… que veremos más adelante.
  • Situación: cuándo y dónde el receptor recibe el mensaje… aplicado a la publicidad impresa, será el lugar y el momento en que leemos la revista.
  • Ruido: de forma estricta se considera ruido a “cualquier elemento que dificulta o impide la correcta interpretación del mensaje”. De ahí que en la publicidad de las revistas, el ruido no tenga un componente sonoro sino visual. Pueden ser: manchas de café, rayaduras, roturas de la página, impresión borrosa, manchas de pintura, etc.

Es por lo tanto importante detectar y analizar estos elementos en cualquier anuncio publicitario que observemos.

Ejercicio de aplicación: Lámina 3 - Comunicación Visual

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

¡Ah! no olvides participar en el blog con tus comentarios.